Guacamelee!

Nunca seré defensor de la distribución online, soy de la vieja escuela y me gusta ver mi colección de juegos bien ordenada, ocupando espacio en mi armario con los juegos bien identificados en su soporte físico. Sin embargo, tengo que reconocer que ya sea por política de precios (Steam, GOG), o simplemente por la facilidad que han dado para dar a conocer títulos de estudios independientes, este tipo de venta de juegos ha conseguido captarme en esta generación. Sigo comprando tan asiduamente como puedo mis juegos en soporte físico pero no he podido resistirme a los encantos de Braid, Limbo o Super Meat Boy, solo disponibles para su compra online en el momento en el que los adquirí.

Entre este tipo de juegos se encuentra Mutant Blobs Attack!!!, un divertidísimo juego del pequeño estudio canadiense Drinkbox Studios que aprovecha de forma excelente las posibilidades de control de PS Vita, con un apartado visual muy humorístico y que conseguía unir dos géneros tan extraños y dispares como la recolección de objetos de la saga Katamari y los plataformas. No era difícil empezar con ganas de echar una partida rápida y sorprenderse de lo rápido que habían pasado las horas. Por ello, cuando se informó del desarrollo de un juego de acción, exploración y aventura por parte de este estudio, nuestra atención quedó captada. Posteriormente, Ramón Nafria pudo probarlo durante su viaje a la PAX-GDC constatando las buenas sensaciones que apuntaba, y ahora ya hemos podido disponer de una versión final.

Juan de los Muertos

Juan Aguacate pasa su vida destilando tequila en su casa. Es un afable campesino de «El Pueblucho«, que está preparándose para celebrar el pintoresco Día de Los Muertos. Inesperadamente se encuentra con la hija del gobernador, una vieja amiga de la cual estuvo enamorado en su infancia. Lamentablemente el malvado Calaca, un charro no-muerto, secuestra a nuestra amiga, y nosotros, ni cortos ni perezosos, nos lanzamos a la búsqueda y rescate convertidos en el poderoso «El Luchador«, personaje mítico de México y protector de los desvalidos.

Así comienza una historia simple, tópica y sencilla que no viene a ser más que una excusa para poner a nuestra disposición un mapeado de moderada extensión, muchos combates, muchas plataformas y una proporción de chistes por píxel que hará que tengamos que pausar el juego en más de una ocasión para poder calmar las carcajadas.Guacamelee (10) Ya sea en situaciones conocidas, detalles del escenario basados en videojuegos y memes de internet o las excelentes conversaciones repletas de modismos mexicanos, casi se puede asegurar que Guacamelee! viene a ser un Aterriza Como Puedas propio del sector de los videojuegos, al nivel de Eat Lead, pero con mejor resultado jugable.

El heredero de Metroid y Symphony of the Night

Dejando el argumento y las trilladísimas referencias de lado, nos encontramos ante un juego que bebe directamente de las influencias del magnífico Metroid. El Luchador comenzará la partida con una serie de habilidades básicas que deberá ir aumentando de cara a poder rescatar a la doncella en apuros, y el ir consiguiéndolas irá acompañado de un aumento paulatino de la dificultad muy bien medida. De esta forma, Guacamelee! exige pero no frustra, dando siempre la impresión de que cada una de las muertes que hemos sufrido viene a raíz de nuestra torpeza, no de un sistema de juego injusto. Sin embargo, en esa ansia de evitar la frustración, Drinkbox Studios ha pecado de benévolo para con el jugador. Morir no penaliza, ya que las zonas de guardado están muy próximas entre sí, y ello conlleva que la experiencia de juego se resienta al castigar al jugador por su torpeza simplemente retrasando al personaje una pantalla como mucho.

La obtención de diversos nuevos poderes abre, además de la continuidad del hilo argumental, otra de las grandes virtudes de este género: la exploración. No será extraño revisitar continuamente escenarios ya pasados con la intención de acceder a zonas que forzosamente tuvimos que dejar de lado. Hay una cantidad bastante interesante de cofres que utilizaremos para aumentar nuestros poderes y que nos exigirán mucha más habilidad que avanzar en la historia del juego, y creedme, el juego tiene zonas en las que el tempo y habilidad con el mando es muy necesario.

Frenetismo frente a duración

Ciertamente, si tuviera que definir el juego con una sola palabra, seguramente no sería ni divertido, ni gracioso, sino frenético. Desde que iniciamos nuestra primera partida vemos que el movimiento del personaje, los combos que ejecutamos y la velocidad en general de la acción están hechos para no dejar ni un respiro durante el tiempo que juguemos. A esto ayuda un apartado gráfico preciosista, con innumerables referencias al folclore mexicano casi al nivel del célebre Grim Fandango, que se mueve con una fluidez que se añora en gran parte de los juegos que llegan a nuestras manos.Guacamelee (6) Por desgracia, este frenetismo no es duradero, ya que el juego puede ser completado sin excesiva complicación en menos de siete horas, y absolutamente resuelto en menos de diez. En cierto modo sería imposible mantener un nivel tan alto durante más tiempo. De hecho, tras finalizar el juego en ningún momento nos paramos a pensar en que la duración ha sido corta para lo que ofrece la epopeya de El Luchador, pero, como todos los grandes juegos, deja con ganas de más, y rejugarlo en nivel difícil no colma suficientemente las expectativas.

Para acabar de completar lo que ofrece el título, hay un obsequio para los jugadores de la vieja escuela, la posibilidad de jugar con un segundo jugador en la misma consola PS3. El resultado es diversión al cuadrado en cada horda de enemigos que nos llegue, pero frustración también al cuadrado en cada momento de plataformas que exija un ritmo estricto. La coordinación en estos momentos debe ser perfecta entre ambos jugadores, y eso es harto complicado. Es un añadido agradable, sobre todo para los jugadores veteranos, pero que no aporta nada a la experiencia de juego.

Paquete de disfraces ¡Órale compadre!

Tras habernos dado la oportunidad de completar el juego al 100% y maldecir las zonas plataformeras de la vieja escuela que los chicos de Drinkbox Studios nos obligan a superar para conseguir el final real se ha lanzado un DLC de disfraces, que no agrega nuevos escenarios ni enemigos, pero sí alarga brevemente el ya de por si adictivo juego.

En el «Pack de disfraces 1«, un título muy ocurrente, tendremos la posibilidad de controlar a Juan en diferentes situaciones, como siendo un esqueleto andante o disfrazado de pollo, y a otros dos personajes para completar el juego. El desarrollo no cambia en absoluto, pero las características de cada luchador sí, de forma que nos obliga a replantearnos la forma de afrontar los dinámicos combates. Sin embargo, el mejor añadido será altamente agradecido por los cazadores de trofeos. En este pack se agregan 6 nuevos retos, de los cuales 2 requieren de paciencia, exploración y mucha pericia, curiosamente con Juan embutido en el traje de pollo.

No hay excusa para no jugarlo

Que, con sus limitaciones, Guacamelee! es un juego excelente ha quedado reflejado en las líneas que habéis leído, y que con el precio que tiene debe estar en casi cualquier colección de juegos de cualquier poseedor de PS3 o PS Vita también, pero la característica que un servidor más ha utilizado no ha sido descrita: el cross-play.

Es una maravilla comenzar a jugar la partida en la TV del salón, continuarla posteriormente en la portátil para al final completar la historia utilizando la PS Vita como mando mientras manejo a nuestro héroe en la pantalla del salón otra vez. Es un juego que aprovecha al máximo las posibilidades de pasar partidas entre consolas y la interconectividad, una característica que tal vez Sony debería explotar más. Un ejemplo que seguir que además borra cualquier tipo de excusa para no jugarlo. Se puede disfrutar de Guacamelee! en grande y bonito en el salón o en pequeño e igual de bonito en cualquier otro lugar. Lo importante es disfrutar uno de los mejores títulos independientes que vamos a poder tener este año entre manos.

  1. GIOTM (Game indie of the month). A mi lo que jugue me encanto, pero discrepo en que el modo 2 jugadores no aporte nada. Ahora podre jugar con colegas! D Y sobre la dificultad y duracion, a mi 7 horas me parece perfecto. Si alguien quiere dificultad, que pruebe algunos saltitos que tiene, que son de aupa.
    Por todo lo demas, gran review >D

  2. A ver, si el modo a 2 players (muy majo para los combates) empeora la experiencia, claramente orientada a un solo jugador, no te voy a decir que aporta, mas bien resta señor xD.

    Coincido en lo de GIOTM o JOIDEME (JuegO IndiE del MEs).

  3. Las referencias porque sí son una chapuza que se pueden utilizar para mantener el juego en la mente del jugador (el Eat Lead es un ejemplo, juego mediocre plagado de referencias).

    En este caso el juego tiene entidad fuera de las referencias, no me habría hecho tanta gracia pero seguiría siendo un «metroidvania» estupendo. Lo curioso es que la mayoría de chistes o referencias están en segundo plano, como parte del decorado, es el jugador el que decide la atención que le presta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *