Psicología en el asalto

Desde hace poco comencé a plantearme el objetivo de mis decisiones durante las partidas. Esto es pensar en la situación, imaginarse el objetivo y decidir cual es la opción más rápida y exitosa para llegar a la meta. Así que modifiqué ciertos hábitos para conseguir resultados más eficientes. Y si algo he descubierto es que la mayoría de las acciones que acometo son simples repeticiones estipuladas por la sociedad en la que me muevo, y no por ello han de ser incorrectas, es solo que se pueden mejorar.

¿Somos conscientes de lo que hacemos cuando jugamos?

Si mi cambio ha tenido alguna mejora palpable a corto plazo ha sido en Counter Strike donde atisbé que la mayoría de los jugadores crean conflictos innecesarios llegando incluso a jugar de una forma totalmente en desacorde a la finalidad del modo de juego. Es como si jugando al ajedrez, y ante un jaque mate inminente, en vez de atacar directamente al rey nos fijáramos en como devorar a las demás piezas enemigas poniendo en peligro la vida de nuestras figuras.

El arte de la guerra de Sun Tzu es un libro que aún hoy en día es totalmente aplicable a todo tipo de conflictos, sea en el mercado de la bolsa, sea en una pelea marital o en este caso en un videojuego. Lo bueno es que independientemente del género que sea, siempre se puede implementar para ganar en Civilization o en Counter Strike.

No es cuestión de leerse el libro, porque eso en realidad no solucionaría nada, es la lectura junto a una buena reflexión la que puede crear los pilares sobre los que se irá definiendo la mente del buen estratega para que al final se automatice instantáneamente la primera pregunta que aprenden los niños y más tarde al ser adultos olvidan: ¿Por qué?

Definir el objetivo para divisar el camino

¿Sabías que el objetivo principal del CS en el estilo «desactivar la bomba» es sencillamente neutralizar el explosivo o colocarlo según el equipo que seas? Es tan fácil como eso, ¿cuales son las reglas? desactivar o colocar la bomba. Una sola línea basta para deconstruir esa parte del juego. Si es tan sencillo, no entiendo porque las partidas se complican tanto. He aquí una lista de por qués en una partida normal en el modo competitivo donde perder sí es más que una molestia para aquellos que quieren subir en el ranking:

  1. ¿Por qué tiran señuelos al comenzar? Este explosivo se debe utilizar cuando divisas un enemigo y quieres que mire hacia otro sitio para matarle desprevenido.
  2. ¿Por qué descargan su armamento explosivo al llegar al punto de reunión? Te pasas segundos tirando granadas para que al entrar no haya nadie. Lo lógico es primero mirar y segundo tirar si hay objetivo.
  3. ¿Por qué hay que matar a los enemigos si la misión es activar o desarmar la bomba? Como si en un partido de fútbol tuvieras que lesionar a todos los jugadores para marcar gol. No, tu objetivo es atacar la posición de la bomba o defenderla, no peinar todo el mapa en busca de la presa.
  4. ¿Por qué no saben qué significa «rush» y por qué en el caso de saberlo lo utilizan? es la peor estrategia, más si eres CS y te encuentras en Dust 2 –un mapa nuevo, seguro que no lo conoces– entras a B por túnel y o bien tu grupo se para rechazando el plan de «rush» o entran y hay una pérdida de sangre que se podía haber evitado con una mejor estrategia. No me canso de decirle a mi compañero que solo la usaremos cuando ganemos con una gran ventaja, no me jugaría la partida con ella y lo lamentable es que suele ser así.
  5. ¿Por qué la gente no habla? Solo se preocupan de dar la estrategia inicial, en mi caso cuando juego con mis compañeros –no somos un clan ni nada por el estilo– siempre les digo que hablen, que me mantengan informado, quiero saber donde están para poder crear al instante una estrategia. Mi forma de ver a los compañeros parece diferente, yo los considero también ojos que me dirán donde están los enemigos aunque yo no esté en la misma sala, por eso normalmente tardo entre cinco y diez segundos en salir de la base inicial (ya que es el tiempo durante el que se suelen posicionar los enemigos y aliados).

Tengo muchísimos otros ejemplos de una horrible gestión que he podido observar en reiteradas ocasiones en diferentes clanes, me daría para un libro, pero no he venido a remarcar errores sino a crear la semilla de la duda.

La puntería es lo de menos

Me llamarían loco si dijera que la puntería en un FPS es lo de menos, pero es totalmente cierto. Si bien es necesario tener cierta habilidad, es más importante tener velocidad mental para crear nuevas estrategias que el hecho de saber disparar. Yo no me considero buen tirador, menos con un rifle francotirador, pero sí he aprendido a saber donde posicionarme y premeditar las acciones de los contrincantes, sé que si en unos segundos un enemigo va a entrar por una puerta con un solo disparo de la AWP caerá, del mismo modo con una granada de humo puedo detener su impacto a distancia. Por tanto, es recomendable probar todo tipo de armas y escoger al menos una de cada clase, acostumbrarse a ella, saber por donde se desvía y sacar el máximo potencial.

En este momento es cuando parece que el cambio de perspectiva ha introducido nuevas variables, se disponen de nuevas herramientas para bloquear al enemigo y es útil descubrir sus defectos y beneficios para llegar hasta el objetivo. En mi última partida, por ejemplo, mientras que mi compañero se encargaba de disparar desde una posición fija a modo de cobaya, yo me di la vuelta para rodear y con una AWP de un enemigo conseguí neutralizar y apoyar a mi compañero. No fue cuestión de puntería ya que mi amigo con su fuego de cobertura consiguió que la presa también se quedara fija. Yo podía haberme quedado esperando, asegurado el disparo todo el tiempo del mundo hasta que decidiera actuar, era una muerte segura conseguida por una buena estrategia.

Es necesaria que se alce una voz para enfocar el camino

Creo que el para mi el punto más importante es la motivación. Un buen líder no es aquel que planea buenas estrategias sino el que también infunde respeto, el que consigue que sus unidades le confíen su vida –o su partida–. En mi caso, y a pesar de no saber inglés, me comunico con mis temporales amigos y les agradezco en todo momento sus acciones, si llega el caso en que uno fracasa intento motivarle igualmente, y si no me hace caso al menos le doy esa opción. Nunca insulto, ni desprecio una vida, porque aunque no mate a nadie su trabajo de molestar lo hace bien. He llegado a jugar partidas donde aún quedando el último de mi equipo me agradecieron el trabajo, porque no hay que olvidarse que el objetivo siempre fue desactivar el explosivo, no conseguir más números de víctimas, eso se lo dejo para mi ejército.

Un ejército victorioso gana primero y entabla la batalla después; un ejército derrotado lucha primero e intenta obtener la victoria después. – Sun Tzu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *