e3-2011

Como no crucificar algo que has acabado sufriendo

Una nueva feria E3 ha dejado paso al verano. La época de las especulaciones ya pasó y ahora la fría certeza nos asola. Durante meses las empresas dejaron migas de pan a los medios y no importa si eran profesionales o aficionados todos nos las comimos.

Nadie olvidó hacer la quiniela de los lanzamientos ni dejó escapar a los favoritos. Pero cuando las expectativas están demasiado altas ni el viejo puchero de la abuela, aquel que en la niñez sabía a gloria bendita, puede copar las ansias de algo mejor… Mis compañeros y yo también tejimos una pequeña pirámide de preferencias y expectativas. Nadie escapó del error.

Partiendo de la realidad, y de que nadie puede ser completamente objetivo. ¿Qué ocurrió realmente en este E3 2011? Si alguien aun no ha leído los cientos de palabras vertidas a la red sobre el asunto es seguro que esta pregunta no le quita el sueño, así que puede saltar directamente a la conclusión. Lo que si puede ser más interesante es saber si realmente ha sido distinto a los anteriores, o mejor, el porque muchos lo consideran un fiasco.

Dicen que en los dominios de Redmond nunca se pone el sol

MicrosoftSeamos claros, y obvios, las innovaciones mas demoledoras suelen venir del hardware. Partiendo de esto, veamos que hizo por ejemplo… Microsoft. Los chicos de Redmond cedieron todo el espacio posible a su producto estrella Kinect, mostrando un nuevo interfaz mejor adaptado a las funcionalidades de voz de su revolucionario aparato y dejando claro de paso que su producto vino para quedarse. Algunos de los títulos más populares de su consola ofrecerían también soporte al artefacto, algo que a la postre harán casi todos los de su compañía. Una aplicación para Youtube y otra para Bing absorbieron el resto del tiempo.

¿La mejora de la experiencia con Kinect es una jugada inesperada? De los dos productos que nacieron como respuesta al control de movimiento de Wii, Kinect fue el más innovador en su tecnología, al margen de gustos o su capacidad de respuesta, no parece raro que se apueste por el. ¿Molesto? Evidentemente para algunos si, las mejoras añaden características que el jugador habitual o el fanático de los gráficos no requiere y Kinect se comió un espacio finito, incluso para una multinacional.

Una disculpa a tiempo puede salvar un imperio

Sony pidiendo disculpas y lanzando el Wellcome BackSony, el competidor directo de Microsoft en las consolas de sobremesa para esta generación, tras las obligadas disculpas por sus problemas con su servicio PlayStation Network y los datos filtrados ofreció también pocas sorpresas. En una línea más moderada que la anterior empresa mencionada se mostraron nuevos títulos para su catálogo con soporte para Move, una televisión con soporte 3D para dos jugadores a pantalla completa además de la confirmación del 3D para sus juegos y televisores. La aparición estelar de algunas de las sagas más famosas, otra vez, robaron el tiempo a la fantástica y ya conocida PS Vita que comienza en breve su andadura.

Nuevamente vemos una empresa que se aleja de los riesgos y se reafirma en los productos que ya había anunciado. Menos insatisfactorio para el público más acérrimo que una propuesta únicamente basada en juegos para jugadores ocasionales, pero aun insatisfactoria.

La potencia sin control no sirve de nada

Nintendo Wii U y su nuevo mandoPor su lado, nunca mejor dicho, Nintendo al margen de las migajas para Nintedo 3DS presentó a bombo y platillo su nuevo producto estrella. Wii U intenta convertirse en una nueva consola revolucionaria que además consiga devolver a los jugadores más antiguos al redil de Nintendo. El artefacto contará con mucha potencia gráfica, un nuevo y revolucionario mando de control que casi es un tablet, además comparte un control compatible con los mandos de Wii. Para colmo nos mostraron un gran abanico de franquicias de otras plataformas (que estaban fuera de Nintendo) usando control clásico. Innovación y un giro hacía la rama más dura de juego, fantástico…

¿Problemas? Ninguno, salvo que las especificaciones no son finales ni claras. Los vídeos de los juegos mostrados en gran medida eran de juegos en otras plataformas (de la competencia) o demostraciones de potencia (de una maquinaria algo indefinida). Hasta la presentación fue confusa, ya que primero mostraron su mando con juegos de Wii y rodeada de Wiimotes sin hacer alusión alguna a una nueva consola. Ahora bien, tras asumir que es una nueva plataforma queda patente que la única novedad es el nuevo mando, un prototipo. Aun están al menos a un año de tener algo que realmente se pueda mostrar. Entonces, ¿en que han gastado gran parte de la presentación? En una propuesta de la que no pueden mostrar nada real hasta el próximo E3. Más insatisfacción.

¿Acaso los echabas de menos?

Las compañías desarrolladoras presentaron nuevas continuaciones de cada una de las franquicias estrella, estas, lamentablemente coparon las presentaciones. En muchos casos las nuevas entregas lucen con un aspecto inmejorable, los fanáticos las necesitaban pero la mayoría han pecado de falta de originalidad.

¿Es tan malo? Admitámoslo, aun en el caso de ofrecer una verdadera innovación podría haber sido visto como un error, si queremos ser más exactos, con la combinación inadecuada pese a poder dar un buen juego podría haber sido visto como una traición a los orígenes de la hipotética franquicia. Arriesgado, pero aun más lo es lanzar una nueva franquicia de aspecto o control extraño e innovador. Sorprenderse ahora por esa tendencia conservadora es absurdo, entre otras cosas porque algunas como Activision ya nos avisaron.

Conclusiones, o el final a todo este texto aburrido

Tras meses tragando migas de pan y siguiendo el sendero de la creciente expectación, el único problema que hay en las presentaciones que acabo de relatar es la propia expectación que han generado. Microsoft presentó algo nuevo pero solo se centro en una parte de su público, esa que habitualmente no disfruta de ir al E3 o seguir/redactar noticias. Sony se quedó a medio camino de ninguna parte. Y Nintendo, pese al caos de su presentación o la posible viabilidad del producto, llevó un concepto interesante y algo innovador del cual tardaremos como mínimo un año en saber nada concreto. Las desarolladoras procuraron ofrecer todo el pan que quedaba de las miguitas dadas a la prensa, pero en las presentaciones tenían ya poca madeja para desenredar.

Así que para finalizar hay que preguntarse, ¿ha sido un mal E3 o las empresas han actuado mal durante el mismo? yo diría que no, sencillamente no ha estado a la altura de las expectativas creadas. Dicho de otro modo, es habitual que cada cual se ahorque con su propia soga, tal como me puede ocurrir a mi algún día con el presente texto.

  1. Llevas mucha razón, pero también creo que a los que ya somos perros viejos nos cuesta dios y ayuda sorprendernos, tenemos un nivel de exigencia (y de imaginación) que es difícil que ninguna feria sea capaz de llenar. No creo que haya sido peor que otros años… tampoco recuerdo ninguna edición absolutamente espectacular.

  2. Efectivamente, cuesta que te sorprenda y cada vez más. La cuestión es, ¿tu pides que te sorprendan? Yo no.

    En estos casos siempre cito un ejemplo cinematográfico que me hizo especial gracia. La película Casual Day (Española) fue publicitada como una comedia, recibía ese categoría y además en su trailer solo había gracias… Mi señora y yo nos dispusimos a verla en el cine una aciaga noche de verano, pero oh! horror! cual fue nuestra sorpresa al descubrir que se trataba en realidad de un drama con alguna escena cómica o en el mejor de los casos una comedia muy negra. Entonces ¿era mala película? En absoluto, sencillamente la publicidad inducía a error, imaginamos que para ganar algo de público, eso o que habíamos perdido todo sentido del humor venido por el sadismo.

    Este E3 (como muchos) ha sido un poco así, intentan vender más de lo que hay, o tal vez solo algo distinto a lo que tienen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>