Trauma

Trauma

Galardonado, a precio de saldo como ayuda humanitaria, e incluso de acceso gratuito vía web, ¿aún te quedan excusas para probarlo?

Trauma es uno de esos juegos de los que piensas: “tengo que jugarlo“, pero que, por falta de tiempo o ganas, se acaba quedando en tareas pendientes hasta nuevo aviso. Hoy, con motivo de su adquisición en el paquete Humble Bundle, le he acabado dando una oportunidad.

Ya sabía que no era un juego cualquiera. El hecho de quedar finalista en tres de los festivales de premios más prestigiosos de juegos independientes -IndieCade, Independent Games Festival y European Innovate Games Award- del 2010 y siendo en el IGF finalista en tres categorías -Seumas McNally, Excellence in Visual Art y Excellence in Audio- te deja entrever que, efectivamente, no se trata de un juego del montón. Pero cuando te pones delante de la pantalla y comienzas a ver los primeros compases del juego, te das cuenta de que no es casual ninguna de sus nominaciones como finalista.

Trauma, captura de pantallaTrauma nos pone en la piel de una joven que ha sobrevivido a un accidente de coche y se encuentra en tratamiento en un hospital. La chica se debate entre consciencia e inconsciencia y, entre un estado y otro, le fluyen una serie de pensamientos encapsulados en cuatro sueños. Cuatro sueños que serán los cuatro capítulos de los que conste el juego y que cada uno de los cuales tiene un tema relacionado con la forma de tratar ciertas situaciones de la vida de nuestra protagonista.

La dinámica es sencilla: nos encontramos delante de una aventura gráfica del tipo point-and-click en el que nos desplazamos por pantallas estáticas tomadas a partir de fotografías de lugares reales y retocadas para darle un efecto cinematográfico. Nuestro objetivo es encontrar la salida al sueño que estamos viviendo. Además, podremos coleccionar hasta nueve fotografías que vendrían a ser recuerdos de la vida de la protagonista y de los que ella nos permite conocer su reflexión. Asimismo, cada capítulo cuenta con tres finales alternativos que, junto con las fotografías, completarían el compendio de pensamientos que está teniendo la chica en ese sueño.

Al desplazar el ratón por la pantalla, veremos un blur -un desenfoque- de otra fotografía que nos insinuará si queremos ver desde otro ángulo la imagen, queremos interactuar con algún objeto o nos queremos desplazar a otra localización. Y mediante movimientos específicos del ratón, para dibujar un símbolo en pantalla, podremos efectuar ciertas acciones especiales como, por ejemplo, girar a la izquierda, darnos la vuelta, quitar los arbustos que tenemos delante, etc.

Quizás es gracias a Martin Straka, compositor de la banda sonora y efectos sonoros, y a Anja Jazeschann y Steve Hudson -las voces de la chica y del médico respectivamente- que consigamos sumergirnos de manera tan hipnótica en un ambiente que invita a relajarse y meditar sobre ciertos asuntos de la vida de una persona cualquiera -como separarse de los padres-, y que, junto a la manera de contarnos la historia -sublime trabajo de Krystian Majewski-, nos deja un trabajo muy profundo e inteligente que como dice en su página web te permite “sumergirte en la mente de una joven traumatizada para aprender y entender, “es un juego corto y profundo para una audiencia sabia y adulta“.

Corto y bastante sencillo, pero es lógico que sea así ya que lo que pretende no es devanarte los sesos, sino contar una historia. Como nota final, solo me queda decir que el juego se puede jugar de forma gratuita desde su página web y, también, si te parece interesante, puedes adquirirlo para disfrutarlo con mayor calidad de imagen.

  1. ¿Realmente es una aventura gráfica? como mucho estamos ante un pasapuzles a lo myst… No veo porque ha ganado premios.

  2. Es ceirto que yo tampoco se si llamarlo aventura gráfica, pero desde luego, entiendo porqué ha ganado premios. Es un juego absorbente, y de gran profundidad. Claro está, que a mucha gente le puede aburrir, pero si te atrapa la historia y la forma de contarlo, te encantará el juego. Lo único malo es que es muy corto incluso para sacarlo al 100%

  3. Como ya explico en el artículo, el juego es corto y no es nada complicado. En realidad, no le interesa serlo. El juego sobresale por la forma de presentar su contenido y por la forma de contarlo. Si a esto le añadimos una BSO brillante y la colaboración de actores profesionales en su apartado sonoro… pues, bajo mi punto de vista, entiendo que tenga muchas posibilidades de ser premiado.

    Por otro lado, para gustos los colores… pero, yo considero que si el mundo del videojuego es arte es gracias a juegos como este.

  4. Cuidado con donde pisas Rafael, ese sigue siendo un debate abierto y puedes toparte con la mina antipersona del off-topic xD.

    Que yo sepa oficialmente el videojuego es industria cultural, así que vale, es cultura, pero las fiestas patronales también lo son de algún modo, ¿es arte el videojuego?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>